RSS

Los Talleres Emprendedores

Filoempresa y los Talleres Emprendedores se unen para proponer una serie de cursos, talleres y workshops culturales dirigidos a un público emprendedor e interesado por la cultura y el desarrollo organizacional. Filoempresa

Los cursos ofrecidos serán teórico-prácticos, para que las personas asistentes dispongan de las herramientas y conocimientos necesarios para adentrarse y profundizar en la materia en cuestión de cada actividad.

Impulsa tu proyecto cultural; Creatividad para personas emprendedoras; Diseña tu proyecto cultural, son algunos de los talleres que ofrecemos en Barcelona y Sevilla.

Te espermos también en Facebook

Anuncios
 

Celebrando el día del libro

En Cataluña se celebra el día del libro reviviendo la leyenda de Sant Jordi. Nos sumamos a este festejo con los libros: Félix Guattari, los ecos del pensar y Pioneros del Graffiti en España

Los libros estarán disponibles en:
Llibreria Al·lots: Consell de Cent 266 y Rambla Catalunya 43 (parada)
Hakabooks: Paseo de Gracia 69 (parada)

También on line en: Amazon, iTunes, Casa del Libro, FNAC, Hakabooks y Apple iBookstore

Imagen

A través de Gabriela Berti

 
Deja un comentario

Publicado por en abril 22, 2013 en Filosofia empresarial

 

Etiquetas: , ,

Creatividad para personas emprendedoras

Nueva edición del curso: Creatividad para personas emprendedoras.Imagen

Es un taller práctico para  quienes buscan desarollar su capacidad creativa para aplicarla a su propia vida, como para mejorar las herramientas de trabajo. La creatividad se aprende, se estimula y se puede perfeccionar (no es sólo el patrimonio de los y las artistas). Trabajaremos sobre las habilidades necesarias para genarar nuevas ideas, el pensamiento divergente, etc., estimulando la imaginación desde una perspectiva lúdica y atrevida.

El curso comienza el 14 de enero de 20 a 21:30hs ( sesiones) Coordina: Gabriela Berti

+Info e inscripciones: http://www.ccurgell.cat/

 

Félix Guattari: los ecos del pensar. Entre filosofía, arte y clínica

El 21 de octubre saldrá a la luz el ebook, Félix Guttari: los ecos del pensar. Entre filosofía, arte y clínica, coordinado y editado por Gabriela Berti, y publicado por HakaBook. Entre filosofía, arte y clínica

Este libro se desarrolla en el sentido del devenir. Cómo aconteció, cómo prolifera, cómo se construyen vectores de resingularización de la máquina Guattari. Es bien cierto que se conserva su impronta en el pensamiento contemporáneo y en diversas disciplinas actuales, pero la fuerza de sus ideas las han hecho devenir de forma heterogénea, algunas de ellas fieles a la letra, otras acrecentando su potencia de cambio y, también, forjando una caricatura absurda y estratificada de sus conceptos e ideas, repetidas y vaciadas hasta volverlas un sinsentido.

El libro está dividido en dos partes: “Teoriza” y “Practica”. Éstas responden a la forma guattariana de trabajo, que supo entender la potencia de la teoría pero sin olvidar nunca la praxis.

Escriben en este volúmen expertos y expertas de diferentes países: España, Francia, Australia, Argentina, Uruguay y Brasil. Podemos encontrar artículos de Anne Querrien, Suely Rolnik, Gabriela Berti, Franco ‘Bifo’ Berardi, Peter Pál Pelbar, Miguel Morey, Ian Buchanan, Gregorio Baremblitt, Osvaldo Saidón, Esquizo Barcelona, presque ruines, Nanopolitics, Grupo de los lunes, Javier Toret y José Pérez de Lama, Alfonso Lans y Marcello Leggiardo.

Disponible en HakaBooks: http://www.hakabooks.com/?affid=183

 
3 comentarios

Publicado por en octubre 16, 2012 en Filosofía Práctica

 

Creatividad para personas emprendedoras

Están abiertas las inscripciones par el taller: Creatividad para Personas Emprendedoras.
Es un taller práctico a cargo de Gabriela Berti, para quienes buscan potenciar su capacidad creativa, para aplicarla a la vida cotidiana o mejorar sus herramientas de trabajo. El taller se centrará sobre las habilidades necesarias para generar nuevas ideas, el pensamiento divergente, la motivación, la inteligencia ejecutiva, etc., estimulando la imaginación desde una perspectiva lúdica y atrevida.

Comienzo del taller: lunes 8 de 20 a 21:30hs (8 sesiones)

Inscripciones en el Centro Cívico Urgell: C/ Urgell, 145 (08026) Barcelona http://www.ccurgell.cat/index.php/el-centre

Imagen

 

Innovación disruptiva VS. evolutiva

La concepto de innovación disruptiva aparece en el texto de Clayton Christensen The Innovator’s Dilemma (1997). El autor enfrenta este tipo de innovación a la evolutiva, es decir, la evolución disruptiva no es la que se fomenta en las empresas, dentro de un mismo espacio de mercado, como motor de posicionamiento por medio del aditamento de nuevas funciones o características de un servicio/producto.

Esa tendencia evolutiva es limitada como estrategia comercial, desde el momento en el que los usuarios/clientes descubren la pobreza de la novedad, puesto que la supuesta mejora es una reiteración de lo ya existente con una simple modificación, en el mayor de los casos intranscendente.

La innovación disruptiva es una apuesta que rompe con la inercia estandarizada, ya que modifica las reglas del juego. Su objetivo es ofrecer un producto/servicio alternativo, que cubrirá las necesidades e inquietudes que las empresas evolutivas no llegaron a detectar. Un ejemplo de ello fue la aparición del TV en el imperio de la radio o la afectación de las redes P2P en la industria musical, que puso en solfa la fórmula tradicional de comercializar las canciones.

Las propuestas disruptivas suelen venir de la mano de las empresas más pequeñas, volcadas en las nuevas tecnologías y con una limitación económica. Estas empresas poseen una estructura antitética a las corporaciones poderosas, lo que las obliga a trabajar con costes muy reducidos.

El asfalto evolutivo, diseñado para seguir la misma ruta sin salirse de la vía establecida, impide ir más allá de la lógica lineal, debido a que piensa el futuro como consecuencia directa y adicional del pasado: “Si algo ya funcionó cambiémoslo ligeramente para que parezca distinto, sin que abandone la esencia exitosa, y así transmitimos la sensación atractiva de algo nuevo”; la consecuencia es una cadena de réplicas salpicadas de pequeñas variaciones.

La visión disruptiva camina por rutas bacheadas y muy dinámicas, de modo que su gestión no puede someterse al imperio del “siempre lo mismo”. El riesgo disruptivo es riqueza potencial ya que no se ciñe a explotar lo que el cliente/usuario pide, sino que va más allá. La innovación disruptiva busca nuevas tipologías de comprador, que hasta el momento no eran consideradas como valiosas por las empresas líderes. Una muestra de lo dicho lo hallamos sin ir más lejos en la aparición de los sistemas de llamada VOIP, frente al monopolio inmovilista de la telefonía por cable.

Gabriela Berti + Godo Chillida

 
1 comentario

Publicado por en marzo 16, 2012 en Filosofia empresarial

 

Etiquetas: , , ,

El valor de una manzana: Steve Jobs

La muerte alcanzó a Steve Jobs, el consejero delegado de la empresa Apple, a quien la revista Fortune consideró “el empresario de la década”. La mística de Jobs es formidable. Su figura encumbrada bajo el nombre de gurú, visionario, pionero o genio, por sus contribuciones al mundo de la tecnología, parece dejar un espacio vacante. Más allá del mito enaltecido por los cánones que dicta el “sueño americano” (exitoso emprendedor fraguado desde abajo, que invirtió todo lo que tenía por sacar adelante sus ideas y su proyecto), Jobs era un empresario astuto que consiguió volverse multimillonario antes de cumplir los 25 años.

Está claro que el ‘alma mater’ de Apple fue uno de los grandes innovadores y cambió la manera de hacer negocios. Se lo asocia a la creación de una larga serie de avances tecnológicos pero, tal vez, uno de sus logros más visionarios es haber sabido conectar muy bien la tecnología con las tendencias y el diseño, organizando todo un ecosistema alrededor de sus propios productos.

Jobs era hábil para vender su trabajo, aunque tuviera que desfigurar los hechos hasta para que su público estuviera dispuesto a pagar más por sus productos que por los de la competencia. Son varios los productos que Apple lanzó al mercado llenos de defectos y falencias, (el iPhone es buen ejemplo de ello). Sin embargo el éxito siempre lo tuvo asegurado.

Esto nos lleva a preguntarnos cómo se sostiene tal superioridad de mercado sobre una base inestable. No se trata entonces únicamente de una cuestión de productos o de cálculos, sino de emociones. Steve Jobs fundó no sólo una empresa que desarrollaba tecnología, además supo organizar una factoría de emociones en el ámbito de la informática. El consumidor de Apple es fiel incondicional, y la imagen de la manzana mordida es todo un atractivo que provoca una constelación de emociones, generando afinidad, identificación y valor. Precisamente en las últimas tres décadas Jobs redefinió la tecnología y la forma de consumo, basándose en lo que se conoce como Emocional Branding.

Quienes estaban cerca de él lo definían como una persona egocéntrica, perfeccionista, ambiciosa y obsesionado con la competencia. No obstante su branding personal estaba tan correctamente trazado que se le atribuye la invención de una nueva tecnología, a pesar de no haber creado los teléfonos inteligentes, ni las tabletas, ni los reproductores digitales de música. Claramente Steve Jobs era un empresario del que tenemos mucho que aprender, que forjó un modelo de negocio que muchos intentan imitar y que además sabía presentar un discurso muy motivador. Seguramente, aún después de su muerte, podremos seguir bebiendo de su legado.