RSS

Archivo de la categoría: Uncategorized

Feliz 2011

Llega el fin del 2010 y en medio de los brindis y salutaciones navideñas, los balances del año también se van haciendo su lugar. Repetir una vez más que éste ha sido un año marcado por la crisis, no es más que volver la vista sobre lo evidente. Sin embargo además de trazar estrategias que nos permitan salir de los atolladeros económicos y financieros,  es un buen momento para repensar los objetivos personales, del grupo de trabajo y de la empresa.

Las situaciones de crisis y carestía nos hacen: descubrir nuevas maneras de hacer las cosas, crear nuevas herramientas y, sobre todo, ponen a prueba nuestra capacidad y determinación para llegar a destino, aún remando contra la tormenta. Pensar, crear e innovar son algunos de los los pilares básicos de toda persona emprendedora, pero para ello es preciso tener una visión clara que permita ver en los obstáculos y los momentos de turbulencia, una oportunidad para crecer no sólo económicamente.

Desde Filoempresa les deseamos que ésta nueva década esté marcada por la voluntad de aprendizaje, innovación y crecimiento sostenible. ¡Feliz 2011!!!!!

Anuncios
 

Temor a las crisis

Los neurólogos dicen que nuestro intelecto teme a las nuevas ideas, porque éstas implican alteraciones que generan el desgaste de mucha energía. Por regla general estamos ‘programados’ para abordar los problemas y las situaciones desconocidas de modo racional, utilizando respuestas ya aprendidas. El cerebro intenta alcanzar siempre estados lo Crisismás estables posibles.
Nuestros pensamientos siguen redes neuronales ya probadas, cuando nos apartamos de los canales habituales se genera una situación de stress. Las crisis son momentos en los que se exige una adaptación de las comunidades de células nerviosas del cerebro (neuronas), para crear nuevos enlaces. No obstante las nuevas uniones generan una memoria a corto plazo, que pueden convertirse en uniones adicionales que crean nuevas experiencias que amplían las experiencias y rutas de pensamiento.
Cuando atravesamos momentos de crisis nos enfrentamos a la situación de tener que romper esas barreras del pensamiento racional ya establecido, y esto origina tensión. Al mismo tiempo cuando somos capaces de crear ideas nuevas para hacer frente a ellas, sin darnos cuenta, estamos sintetizando e integrando nuevos datos en nuestra mente. A nivel cerebral podemos decir que se trata de un éxito que se almacena y recompensa con la desinhibición de las barreras de la creatividad.
Sin embargo el inconveniente está en que este aprendizaje no es suficiente para salir de una situación de crisis. Generar nuevas ideas no pone fin a un proceso de crisis, sino que es el primer paso para salir de ella, puesto que las ideas luego deben desarrollarse.
Superar los tiempos de crisis, especialmente en los ambientes laborales, requiere una disposición a lo que suele denominarse bajo el neologismo: challenging. Una mente abierta sabe que es importante enfrentarse reiteradamente a nuevos retos (challenge), sin miedo a buscar, crear ideas y desplegar nuevas salidas a las situaciones difíciles.
Encontrar estrategias diferentes y nuevas vías, no sólo nos permite ser más agudos y atentos a los que nos rodea, sino que además aporta experiencias que enriquecen nuestras rutas de pensamiento y sirven como base para futuras situaciones de aprendizaje.

 
Deja un comentario

Publicado por en agosto 18, 2009 en Uncategorized

 

Etiquetas: , ,

LA EMPRESA COMO ORGANIZACIÓN SOCIAL.

manos-unidas.jpg 

Considerar a la empresa como una organización social tiene infinitas ventajas para el desarrollo de la misma y de todas las partes y miembros implicados en sus procesos y actividades.

Las organizaciones sociales se basan en la creación de vinculos cooperantes y participativos entre los diferentes grupos que la componen Al aplicar este modelo social y civil a la empresa se conforma un paradigma de vinculación interpersonal y grupal anclado en una red de codificación abierta a la interacción.

Podemos concebir que un grupo es la unión de dos o más personas que:

-Comparten un conjunto de normas, valores y creencias comunes.

-Mantienen relaciones implícitas y explícitas, donde la conducta de cada uno afecta al resto.

-Interaccionan motivados por un objetivo común y específico.

Pero además interesa descubrir que los elementos de un grupo proactivo son:

-Percepciones y cogniciones de los miembros del grupo.

-Motivación y satisfacción de necesidades.

-Metas del grupo.

-Organización del grupo.

-Interdependencia de los miembros.

-Interacción.

En esta línea de exposición resulta interesante destacar como el grupo varía su capacidad de rendimiento atendiendo al grado de cohesión interna, al nivel de sensación de pertenencia de cada miembro, a La dirección del grupo (al tipo de liderazgo) y las norma propias del grupo.

Evidentemente cuando una persona siente satisfechas, más o menos, sus necesidades individuales, sus relaciones afectivas vinculantes al grupo y disfruta de cierte seguridad y disposición comunicativa, entonces su grado de pertenencia se afianza.

Sólo a partir de este momento, el momento en el que los miembros del grupo sienten como suyo el espacio y los nexos establecidos, podemos asegurar la organización del trabajo en equipos y la eficacia del resultado.

filoempresa: Gabriela Berti + Godofredo Chillida.

 

Hello world!

Bienvenid@s a este espacio de reflexión e interacción, dedicado a la filosofía en la empresa.

 
2 comentarios

Publicado por en agosto 9, 2006 en Uncategorized