RSS

Compartir la felicidad, supremo bien.

06 Ago

674730_see_saw_2.jpg 

Aristóteles ha considerado a la felicidad como el bien supremo. Esta posición llevó a la construcción de diferentes morales llamadas ‘materiales’ o ‘concretas’. En la Ética Nicomaquea la felicidad aparece asociada a la virtud o a la sabiduría práctica o la sabiduría filosófica, e incluso unida a todas ellas juntas, acompañadas o no de placer y prosperidad (Eth. Nic., I, 8, 1098 b 24-9). La conclusión a la que arriba este filósofo es compleja: las mejores actividades son identificables con la felicidad, sin embargo el concepto de felicidad queda vacío si no sabemos cuáles son los bienes que la producen. Entonces se trata de saber también cuáles son esas ‘mejores actividades’.

Para no dejar la película sin resolución te contamos el final: lo que produce ese bien son las actividades razonables y moderadas. Boecio agregó un segundo capítulo a esta historia, distinguiendo varias clases de felicidad: felicidad bestial, aparente, eterna, última, etc. La historia de la filosofía se encargó de ir añadiendo sutilezas al concepto y nuevas definiciones.

Independiente de las disquisiciones filosóficas de Aristóteles y quienes vinieron después (seguidores y denostadores de su teoría), habría que agregar que la felicidad y la alegría van de la mano, son estados de ánimo (estados del alma les gustaría decir a los pensadores clásicos) que aumentan su potencia cuando pueden ser compartidos. Cada vez que nos encontramos felices, sentimos la necesidad de compartirlo, de que ese estado se contagie a quienes nos rodean y ellos también puedan saborear un trozo de ese pastel. En eso consiste una buena parte del desarrollo de nuestra inteligencia emocional, las habilidades sociales y la empatía, saber compartir y comunicar las emociones.

Hoy queremos repartir algo de nuestra alegría con los lectores y lectoras de este Blog, ya que tenemos lista la nueva Web de Filoempresa, la dimensión humana de los negocios www.filoempresa.com Os invitamos a visitarla, leerla y pasear por ella.

Filoempresa: Godofredo Chillida+Gabriela Berti

Anuncios
 
1 comentario

Publicado por en agosto 6, 2007 en Compartir, Emociones, Felicidad, Inteligencia

 

Una respuesta a “Compartir la felicidad, supremo bien.

  1. Eduardo

    agosto 8, 2007 at 6:30 am

    La felicidad es un tema que, sin nunca haber dejado de estarlo, está cada vez más en boga. Les recomiendo dos novedades de las cuales probablemente ya estén enterados: la publicación de Richard Layard de una investigación en la que mida los “índices de felicidad” a través de varios países del mundo, logrando encontrar una suerte de matriz de elementos comunes. En segundo lugar, el libro del psicólogo Daniel Gilbert, “Stumbling on Happiness”, retomando el sumamente actual tema de la búsqueda de la felicidad, y atribuyéndola en última instancia al ensayo y error.

    Un último detalle: también he leído varias fuentes recientes sobre compañías que están implementando un nuevo puesto: Chief Happiness Officer, el director encargado de mantener ideales las condiciones de felicidad de los empleados en una empresa. Una tendencia sumamente sugerente e interesante.

     

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: